La ONU ha dejado dos ‘recados’ a España en materia sanitaria. Por lo menos así lo muestra el último informe elaborado por el Comité DESC de las Naciones Unidas que evalúa el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales.

España no ha pasado la prueba del examen y ha recibido dos notables negativos en lo referente al acceso al sistema universal de salud y otro en educación sexual.

Desde la ONU, afirman que el Real Decreto-ley 16/2012 limita el acceso a servicios a los inmigrantes en situación irregular “y ha implicado una degradación en la calidad de los servicios de salud e incrementado su disparidad entre las comunidades autónomas”.

En lo relativo a la educación sexual, la ONU se muestra preocupado por “las dificultades que enfrentan las mujeres para acceder a información y servicios de salud sexual y reproductiva, incluyendo la interrupción voluntaria del embarazo y contraceptivos de emergencia”.

Por todo ello, el informe de la ONU solicita al Estado para que  lleve a cabo una evaluación exhaustiva sobre el impacto que ha tenido la aplicación del real decreto.

famma.org